Selección de Ecuador, antes del amistoso con Perú. Foto: AFP

Selección de Ecuador, antes del amistoso con Perú. Foto: AFP

Indignado 1
Triste 0
Contento 3
5 de septiembre de 2019 21:17

Las notas de la renovada Tricolor de Célico tras ganar a Perú

Alejandro Ribadeneira

Estas son las calificaciones que merecen los jugadores de la Selección de Ecuador luego del triunfo de 1-0 en el amistoso con Perú.


Pedro Ortiz, 5/10
Respondió cuando fue requerido, pero tampoco debió extremarse mucho gracias a que el desempeño táctico de la defensa lo mantuvo a salvo. En el primer tiempo detuvo un balón lanzado suavemente fue al arco. En el segundo, debió jugar un poco más adelantado. 

Andrés López, 4/10
Batallador, pero a ratos perdía la referencia y era desbordado. Se proyectó poco al ataque. En todo caso, no desentonó con el nivel general del equipo.

Darío Aimar, 7/10
Impecable. Hizo una buena dupla con Arreaga, con quien prácticamente juega de memoria, y manejó los espacios para evitar que el rival se acercara con riesgo.


Xavier Arreaga, 5/10
Es buen defensa, ¡pero por qué se pasa de revoluciones en jugadas sin trascendencia en el medio campo! Mereció irse expulsado. Esas faltas ridículas, en cotejos con jueces menos piadosos, cuestan el partido.

Diego Palacios 6/10
Firme en la marca por la banda izquierda, colaboró bastante con Castillo para relevarlo o para detener a Advíncula. Eso sí, debe evitar esa tendencia a hacer gambetas que le resta efectividad a su proyección.

Jhegson Méndez, 8/10
Par-ti-da-zo. Recuperó, administró la pelota con criterio y sus pases eran un monumento a la proyección. El balón que robó en la salida de Perú, en el inicio del segundo tiempo, generó el gol del triunfo.


Fernando Gaibor, 1/10
Fue un coleccionista de pases divididos y de pésimas decisiones, aunque la peor de todas sus ideas fue irse esconder al fútbol de Arabia. Célico, un hombre gentil, quiso darle confianza y le dio la titularidad y la banda de capitán, pero no respondió.

Gonzalo Plata, 5/10
Demasiado malabarismo. Demasiado vértigo. Como si las piernas fueran más rápidas que las decisiones que toma. Es un gran jugador y tiene la personalidad de un consagrado, sin achicarse ni rendirse; pero ante Perú mostró altibajos y debe ser guiado. En una jugada de lujo, dejó atrás a Trauco. En otras, se engolosinaba con la pelota y complicaba al equipo en las transiciones. Pudo anotar pero un peruano interceptó a tiempo su disparo. En todo caso, hay grandes expectativas puestas en él.

Junior Sornoza, 2/10
Un jugador en permanente cámara lenta, con una sola labor: cobrar los tiros de esquina. Muy poco para alguien que estaba llamado a demostrar por qué juega en el Corinthians.

Érick Castillo, 7/10
‘Culebra’ cumplió más funciones defensivas que en la proyección, pero le bastó para anotar el gol del triunfo. En el primer tiempo, una corrida suya puso en peligro a Perú. En el segundo, aprovechó el pase de Estrada y definió con la tranquilidad de un cirujano. Cero presión.

Michael Estrada, 6/10
Luchó contra sus celadores y arrastró marca hasta quedar exhausto. En una de esas batallas logró pasar la pelota a Castillo. En realidad, le faltó abastecimiento para demostrar por qué es el goleador del Macará dela LigaPro, pero cumplió con el esquema táctico que le obligaba a marcar desde la salida.


Los cambios fueron puesto por puesto y no merecen nota: 
Borja por Sornoza
Ibarra por Castillo
Pineida por Palacios
Cifuentes por Estrada
Campana por Plata


Jorge Célico, 7/10
​Ganó el duelo desde lo táctico, sobre todo gracias a la aplicación de los defensores, la mejor línea de Ecuador, y también resolvió los líos que significaba no contar con jugadores con más experiencia y potencia, como Enner Valencia. No resultó del todo la idea de los doble 5, pues Gaibor estaba por debajo de las exigencias y se perdieron muchos balones en la mitad. El esquema fue muy similar al visto en Polonia, con cuatro defensores, dos volantes de marca y proyección, un volante creativo por el centro, dos extremos y un delantero en punta. El problema estuvo en que fallaron uno de los 5 y el creativo, pero de todos modos la solidaridad del esquema fue clave para este triunfo, que le da a Célico más crédito para los que piensan que debe ser el titular y no el interino de la Tricolor.