Manchester City

Los jugadores del Manchester City festejan el gol anotado por Raheem Sterling, en el triunfo sobre el Arsenal. Foto: EFE.

Indignado 0
Triste 0
Contento 0
21 de febrero de 2021 16:46

Manchester City venció al Arsenal y elevó su racha de victorias consecutivas

Agencia EFE

Kevin De Bruyne volvió con el Manchester City y continuó la espectacular racha del club 'citizen' que venció este domingo por 1-0 al Arsenal y elevó a 18 su racha de partidos seguidos ganados.


Dos minutos le duró la resistencia a los de Mikel Arteta. Lo que tardó Riyad Mahrez en encarar por la derecha y sacar un centro medido e imposible para los defensas y para Bernd Leno. Ahí apareció dentro del área Raheem Sterling, quien se elevó ante la mirada de Rob Holding y de cabeza hizo el primer tanto. 


Por si era poca la confianza del equipo de Guardiola después de 17 victorias consecutivas, la ventaja en el segundo minuto de partido les permitía jugar con mucha más tranquilidad. Ni siquiera necesitaban un nueve arriba. Había vuelto De Bruyne al equipo después de varios partidos fuera por una lesión muscular y el belga es como si nunca se hubiera ido.


La profundidad que pudieran perder por no tener referencia arriba la recuperaban en posesión. Era un monólogo del City, acostumbrado a esta clase de encuentros en los que el rival prescinde totalmente de la pelota y no hay ningún equipo en el mundo que esté más cómodo con ventaja en el marcador. 


Tampoco apareció Martin Odegaard con los 'Gunners', disfrazado con la figura del 10. 


El noruego venía de firmar una exhibición en Europa League contra el Benfica, pero este City son palabras mayores. El conjunto de Guardiola está alcanzando una perfección absoluta en el tramo más importante de la temporada.


No le hizo falta rematar al Arsenal, aunque lo intentó. La victoria fue por la mínima, pero por momentos olió a goleada. Resisiteron los Gunners recibir más goles, pero aunque solo cayeran por un gol quedó muy clara su inferioridad ante el líder.


Con diez puntos de ventaja respecto al segundo clasificado, el Leicester City, y trece jornadas por delante, este Manchester City está predestinado a recoger la corona del Liverpool y dos años después volver a ser campeón.


Al Arsenal de Arteta aún le queda por delante un largo proceso de maduración para aspirar a lo que tiene el City. Control, superioridad y confianza.


Te puede interesar: