Periodista. El fútbol tiene mentiras y verdades, derrotas y fracasos, hinchas y noveleros, política y demagogia, estrellas y estrellados, goles y autogoles, honestidad y corrupción, debuts y despedidas. Pero tranquilos, es solo un juego. Puedes seguirme en Twitter: @costadaniel94
Indignado 0
Triste 0
Contento 0
lunes 27 de abril 2020

Las 5 definiciones más recordadas del Campeonato ecuatoriano

Daniel Costa

Desde la creación del Campeonato ecuatoriano en 1957, nueve equipos se reparten los 62 títulos nacionales. 12 689 partidos se han disputado desde la fundación del torneo, hasta el segundo cotejo de la quinta fecha de la LigaPro 2020. El actual certamen que está suspendido debido a la pandemia de coronavirus. A continuación, haremos un repaso de las definiciones más recordadas de las todas las ediciones del campeonato nacional.


1989: Desempolvando el mito de Barcelona y Deportivo Quito
Más de un aficionado del Deportivo Quito ha señalado que el campeonato de 1989 le arrebataron a la ‘AKD’. Hubiese sido un momento histórico de para los chullas, ya que las trapos de las cuatro décadas no hubiesen aparecido nunca. Pero ¿qué fue lo que realmente sucedió en esta definición del torneo? Lo cierto es que se disputaba última fecha de la liguilla, un sábado 9 de diciembre. Macará y Filanbanco empataron 1-1 en un partido de ninguna relevancia. Al día siguiente, se disputaron los cotejos entre Deportivo Quito y Barcelona, en el estadio Olímpico Atahualpa, y Emelec vs. El Nacional, en el estadio Alberto Spencer, de Guayaquil. El panorama estaba de la siguiente manera: Barcelona con el empate era campeón, Deportivo Quito debía ganar y que Emelec pierda o empate y los azules debían ganar y esperar un triunfo de la ‘AKD’ para jugar un partido definitorio.


Emelec derrotó 4-2 a El Nacional, por lo que la única opción que quedó para Deportivo Quito era la de disputar un tercer partido ante Emelec para definir el título (ambos hubiesen tenido el mismo puntaje y el reglamento no tomaba en cuenta el gol diferencia y se jugaba una serie final de dos partidos). Los chullas abrieron el marcador a los 75 minutos, a través de Carlos Alberto Mendoza. A los 83 minutos, la afición del equipo capitalino invadió la cancha del Atahualpa y el árbitro Alfredo Rodas detuvo el encuentro. Se logró reanudar el partido y dos minutos más tarde la invasión se volvió imposible de detener.


En primera instancia, se resolvió que debían disputarse los siete minutos restantes del cotejo, pero sin la presencia de público. Barcelona se sintió perjudicado y se acogió al artículo 60 del reglamento de la Ecuafútbol. El Comité Ejecutivo decidió que el cotejo debe volverse a jugar, desde el arranque y sin aficionados. El encuentro terminó 0-0 y Barcelona salió campeón.


​2002: cuando el trofeo estuvo en otra ciudad
El campeonato ecuatoriano 2002 se definió en la última jornada de la liguilla final. Barcelona y El Nacional eran los equipos con mayor probabilidad de ganar el torneo, con 18 puntos cada uno. Por su parte, Emelec tenía 17 unidades. El Nacional perdió 4-1 frente a Deportivo Quito en el estadio Olímpico Atahualpa. En el estadio Rodrigo Paz Delgado, amarillos y albos empataron 0-0 en un polémico partido. Eduardo Hurtado marcó un gol sobre el final para los ‘toreros’, pero el árbitro Wagner Tardelli lo anuló por fuera de juego. Emelec derrotó 2-1 al Aucas, en el estadio George Capwell, con un verdadero golazo del zaguero Augusto Poroso en los últimos minutos. Los dirigidos por el ya fallecido Rodolfo Domingo Motta tuvieron que esperar para poder festejar ante su afición, ya que el trofeo estaba en Quito.


​1998: 'Extraterrestres’ perdidos en Ponciano
​El campeonato de 1998 tuvo algunas particularidades. Los compromisos que terminaban empatados se definían a través de una tanda de penales y el torneo contó con un sistema de cinco etapas. Liga de Quito y Emelec llegaron a la final del certamen. Omar Quintana, quien presidía la Comisión de Fútbol de Emelec, apostó por una nueva generación de jugadores que se venían formando de las divisiones menores. Jugadores como Ivan Kaviedes, Moisés Candelario, Carlos Hidalgo, Pavel Caicedo, Luis Moreira, Gencarlos Ramos y Manuel Mendoza se los bautizó como los ‘extraterrestres’, junto con los experimentados Alex Cevallos, Eduardo Smith, Carlos Alberto Juárez y Marco Antonio Etcheverry. En la final de ida, el equipo guayaquileño derrotó 1-0 a los albos con gol de Kaviedes. El 27 de diciembre se jugó el partido de vuelta. La ‘U’ goleó 7-0 a los azules con los tantos de Ulises de la Cruz en tres ocasiones, Eduardo Hurtado en dos, Álex Escobar y Augusto Poroso en contra. Esta la máxima goleada en la historia de las definiciones en el fútbol ecuatoriano. El consuelo ‘eléctrico’ fue el récord impuesto por Kaviedes, quien anotó 43 goles y fue el máximo anotador mundial. Por su parte, los albos festejaron su primer título en estadio propio.

Marcador del duelo entre Liga y Emelec. Foto: EL COMERCIO

Marcador del duelo entre Liga y Emelec. Foto: EL COMERCIO


2019: Nuevo campeón y primera definición por la tanda de penales
El Delfín de Manta se tomó la revancha. La temporada pasada, el equipo manabita llegó a la final de la Copa Ecuador (perdió frente a Liga de Quito) y a la de la LigaPro, ante el mismo rival. En el cotejo de ida, disputado en el estadio Rodrigo Paz Delgado, albos y cetáceos empataron sin goles, en un compromiso sin acciones de gol. La vuelta tuvo un poco más de emoción. Por segunda ocasión, el campeón se definía en el estadio Jocay de Manta. En el 2017, el Delfín fue aplastado por Emelec y no pudo celebrar su primer título. De nuevo, el encuentro tuvo pocas acciones de peligro y el marcador terminó igualado sin goles. En la tanda de penales, Jordi Alcívar, juvenil de la ‘U’ quien ingresó al minuto 85, fue el único que marcó el gol desde los doce pasos. Antonio Valencia, Luis Caicedo, José Ayoví y Cristian Martínez Borja fallaron sus remates. En el equipo local convirtieron Sergio López y Luis Cangá. Bruno Piñatares, David Noboa y Carlos Garcés erraron. El marcador final fue 2-1 a favor del Delfín Manabí y logró coronarse por primera vez en su historia.

Delfín, celebrando el título del 2019. Foto: EL COMERCIO

Delfín, celebrando el título del 2019. Foto: EL COMERCIO


1992: ‘Monumentalazo’ y polvo picapica
​El 22 de noviembre de 1992 se jugó la primera final en el estadio Olímpico Atahualpa entre El Nacional y Barcelona. El partido terminó 2 a 1 a favor de los 'puros criollos'. Carlos Muñoz fue el autor del gol para los visitantes, mientras que Luis Chérrez anotó los dos goles para los locales. La vuelta se disputó el 25 de noviembre, en el estadio Monumental de Guayaquil. Los 'toreros' se pusieron en ventaja a los 45 minutos a través de Julio César Rosero. Sin embargo, el zaguero Dixon Quiñónez marcó la igualdad a los 68 minutos.

El entrenador de El Nacional, Ernesto Guerra, dio la orden de que sus jugadores no regresen al camerino una vez finalizado el primer tiempo ya que había polvo de picapica. Los jugadores permanecieron en la cancha durante el entretiempo. El ‘Nacho’ es, hasta la fecha, el único equipo ecuatoriano en salir campeón en el Monumental que no sea Barcelona. Y no solo eso, la hinchada amarilla aplaudió el buen rendimiento del equipo 'Militar', una vez finalizado el compromiso.


Yapas
​No podemos dejar de lado algunas definiciones emocionantes del campeonato ecuatoriano como la hazaña de Liga de Quito en 1990, cuando el equipo albo llegó como el más ‘débil’ a la liguilla final. El final de la sequía de 40 años del Deportivo Quito, cuando en el 2008 consiguió su tercer título nacional. No se sabe, con certeza, si los hinchas de la ‘AKD’ recuerdan más el título o las dos victorias a LDU en la liguilla final. Por último, la final más esperada de la historia – para muchos – entre Barcelona y Emelec. El 3-0 a favor de los azules vivirá en el eterno recuerdo de ambas hinchadas.